Compartir


El 25 de mayo de 2018 entrará en vigor la nueva normativa europea relacionada con la protección de datos, la cual se aplicará a todas las empresas ubicadas en territorio comunitario y que manejen datos de clientes residentes en la Unión Europea.

A través del incumplimiento del reglamento de Protección de Datos de la Unión Europea (GDPR por sus siglas en inglés) se impondrán fuertes sanciones a las empresas que no sean capaces de garantizar la privacidad de los datos de sus clientes, abarcando esto también las infraestructuras TIC, que tendrán que estar debidamente protegidas contra los ciberataques. Está situación exige tanto un cumplimiento burocrático como de una preparación por parte de las empresas a nivel tecnológico.

Para proteger correctamente los datos de los clientes no solo hay que tener buenas soluciones de protección, sino que también es importante tener todo el software actualizado para evitar problemas relacionados con ciberataques y otros problemas de seguridad que pueden ser aprovechados por hackers y cibercrminales. A esto hay que sumar la amenaza que suponen malware como Petya, NotPetya y WannaCry, que en los últimos tiempos han llegado a causar importantes estragos a grandes empresas.

Para tener más opciones de evitar todos estos posibles problemas, la utilización de un gestor de parches puede ser crítico. Ahí entra en acción G DATA Patch Managment, un módulo opcional que está integrado en todas la soluciones de seguridad de la conocida compañía de ciberseguridad alemana. Dicho módulo se encarga de la automatización del proceso de parcheado a la vez que garantiza la compatibilidad de las actualizaciones.

G DATA Patch Managment ofrece las siguientes ventajas para mantener el software actualizado y con menores riesgos frente a las amenazas:

  • Gestión de parches centralizada: Las actualizaciones se distribuyen de forma centralizada a través de la consola de administración para un control exhaustivo de los parches en cada cliente.
  • Parcheado sin riesgos. Los parches se pueden desplegar en un entorno de pruebas para descartar cualquier problema de compatibilidad en los clientes.
  • Siempre actualizado: G DATA Patch Management asegura a los administradores de sistemas que todos los equipos de su red empresarial están usando las últimas versiones de los programas instalados y, en consecuencia, no existen brechas de seguridad susceptibles de ser aprovechadas por terceros.
  • Todo bajo control: El módulo ofrece a los administradores de sistemas información acerca de todos los programas instalados en todos y cada uno de los clientes que forman parte de la red informática así como la disponibilidad o no de los correspondientes parches.



Source link

Dejar una respuesta