El sector tecnológico ha vivido una importante evolución durante los últimos años acompañada de un conjunto de desafíos crecientes en materia de seguridad. Samsung ha respondido a este reto con Knox, una plataforma de seguridad que ofrece una protección integral multicapa y que actúa como defensa en el centro de nuestra vida digital: nuestro smartphone.

Una seguridad que por otro lado ha permitido a la gama de dispositivos Galaxy S10 y a otra serie de modelos anteriores de la familia Galaxy la calificación del Centro Criptológico Nacional como producto recomendado.

El reto de liderar la seguridad en un escenario tan complejo como el que vivimos supone una gran responsabilidad, y Samsung es consciente de ello. Actualmente, la compañía surcoreana encabeza el sector de dispositivos móviles basados en Android (smartphones y tablets) y cuenta con una base de más de  1.000 millones de usuarios. Para mantenerlos seguros, los dispositivos Samsung integran de serie la plataforma de seguridad Knox, que ofrece protección a nivel de dispositivo, datos y usuario.

Samsung Knox es una plataforma de seguridad con varias capas que protege todos los puntos clave del dispositivo, desde infecciones por malware a todo tipo de ataques y amenazas maliciosas. Su objetivo es blindar el dispositivo para que el usuario pueda utilizarlo con total tranquilidad, sin tener que preocuparse constantemente por su estado ni por la seguridad de los datos y de la información que pasa por su terminal, disfrutando de una experiencia de uso segura y productiva.

Samsung Knox: la importancia de la protección multicapa

Pensemos por un momento en toda la información que pasa por un smartphone. A través de él ejecutamos aplicaciones, navegamos por Internet, recibimos y enviamos correos electrónicos, accedemos a información bancaria, realizamos compras, editamos documentos y nos mantenemos en contacto con nuestros compañeros de trabajo. La lista de cosas que hacemos con un dispositivo móvil es increíble, y las horas de uso que le dedicamos al día no se quedan atrás. Un usuario medio puede llegar a utilizar su smartphone durante tres horas al día, y si su trabajo depende en gran medida de dicho dispositivo las horas de uso pueden llegar a doblarse.

Todo esto nos ayuda a entender la importancia de Samsung Knox y el valor que ofrece como plataforma de protección multicapa dirigida a profesionales y a administradores de TI, que facilita, además, la implementación y la administración de soluciones de movilidad durante diferentes fases a través de cuatro grandes claves:

  1. Knox Configure: Permite personalizar y configurar los dispositivos de una manera rápida y sencilla, sin complicaciones.
  2. Knox Mobile Enrollment: Permite conectar tus dispositivos a tu EMM de manera automática y desatendida.
  3. Knox Manage: EMM multiplataforma que se encuentra totalmente optimizado para dispositivos Samsung.
  4. Knox E-FOTA: Garantiza un control total y una administración versátil de la versión del sistema operativo.

La gestión, la implementación y la administración son fundamentales para el mantenimiento de políticas de seguridad efectivas y eficientes a nivel profesional. En este sentido, el valor añadido que ofrece Knox se complementa a través de Knox Platform for Enterprise (KPE), la solución para que los administradores de TI gestionen y aseguren los teléfonos y tablets basados en Android y los smartwatches Tizen de su ecosistema.

  • Seguridad reforzada en Android: Samsung Knox ofrece protección a nivel de aplicaciones y los datos a través de una definición estricta que indica en todo momento qué puede hacer cada proceso del sistema y a qué datos puede acceder. Esto evita las intrusiones, detiene los accesos no autorizados y previene los ataques maliciosos. Además, añade una capa de protección adicional al separar, cifrar y proteger los datos empresariales en un contenedor administrado, separando las aplicaciones cotidianas de las aplicaciones profesionales.
  • Protección y cifrado en tiempo de ejecución: Realizando un chequeo constante del kernel del sistema operativo, la parte fundamental del mismo. Estas verificaciones permiten tomar medidas directas y en tiempo real contra posibles ataques e intrusiones y garantizan que las solicitudes de omisión de seguridad del dispositivo se bloquearán en todo momento, lo que permitirá mantener a salvo los datos sensibles del dispositivo. Un ataque al kernel del sistema operativo puede tener efectos devastadores, así que su importancia está fuera de toda duda.
  • Arranque seguro del sistema: Uno de los procesos más críticos de cualquier dispositivo es el arranque. Por ello, la plataforma Samsung Knox integra una solución de arranque seguro que evita el arranque con elementos no seguros o de procedencia dudosa proporcionando, además, la posibilidad a los administradores de TI de validar o invalidar esos elementos. Esto permite evitar que la seguridad del dispositivo y de los datos del mismo se vea comprometida desde su inicio. Para ofrecer una mayor versatilidad esta función permite acceder sin problemas a las aplicaciones no profesionales del terminal.
  • Integración de una arquitectura Trust Zone: la plataforma Knox de Samsung aprovecha una arquitectura de procesador en la que las operaciones altamente confidenciales se aíslan del resto para proteger los datos empresariales, creando un entorno de confianza único a través de cuatro grandes pilares: raíz de confianza respaldada por hardware que sirve de base a otros componentes, el citado arranque seguro, comprobaciones de seguridad a nivel de hardware y protección del kernel en tiempo real.

Samsung Knox proporciona a los administradores de TI soluciones integrales que cubren desde la configuración e implementación hasta la administración, la protección y el mantenimiento de los dispositivos. Es una respuesta contundente a los desafíos que afronta el sector móvil y permite afrontar con garantías los desafíos de ciberseguridad más avanzados que tienen que superar día a día las empresas.

No cabe duda de que esta plataforma ofrece un sólido valor a nivel empresarial, pero también se ha extendido a desarrolladores y a particulares. Samsung ofrece un conjunto de kits de desarrollo que permiten a los desarrolladores integrar sus aplicaciones en la Knox platform para beneficiarse de funciones de seguridad y administración exclusivas, entre las que destacan la posibilidad de probar aplicaciones en contenedores seguros e invisibles, el bloqueo de dispositivos a distancia y el soporte en dispositivos basados tanto en Android como en Tizen.

Los usuarios particulares también disfrutarán de un mundo de ventajas gracias a Samsung Knox. Esta plataforma protegerá su dispositivo y sus datos, y le permitirá utilizar de forma segura diferentes aplicaciones y funciones avanzadas, como por ejemplo el pago seguro a través del smartphone (Samsung Pay), mantener a buen recaudo sus datos de salud (Samsung Health), proteger sus datos laborales (Knox Workspace) y también sus datos personales (Carpeta Segura) y su identidad (Samsung Pass).

Más información | Samsung Knox

 

 

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here